Con amparo, FRENA busca llevar su manifestación al Zócalo

616

Integrantes del Frente Nacional AntiAMLO (FRENA) solicitarán este martes un amparo individual ante un juez en materia administrativa de la Ciudad de México en contra de presuntos actos privativos de la libre manifestación de las ideas, libertad de tránsito y de reunión, con el fin de romper el cerco policiaco y llegar al Zócalo capitalino.

El documento señala que la protección de la justicia es contra actos cometidos por el Presidente Andrés Manuel López Obrador, la jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, y el secretario de Seguridad Pública Ciudadana, Omar García Harfuch.

“Nos presentamos a demandar de manera urgente el amparo y protección de la justicia federal en contra de actos provenientes de autoridades administrativas, que por ser privativos de mi derecho a la libertad personal, libre manifestación de ideas, libertad de tránsito, libertad de reunión y seguridad jurídica, son violatorios de los derechos humanos fundamentales, así como de las garantías otorgadas para su protección”.

En los actos reclamados, los miembros de FRENA argumentaron que se les restringió la libertad de circulación entre la avenida Reforma hasta la calle de López, donde se encuentran instaladas al menos 1300 casas de campaña desde el sábado pasado.

Este lunes desde temprano comenzaron a circular entre los manifestantes el documento de amparo para ser suscrito por ellos, para solicitar el amparo que les permita abrir el cerco de policías que mantiene bloqueado el paso por los distintos accesos a la plancha de la Plaza de la Constitución.

Javier Dávila, integrante de FRENA que llegó proveniente de Monterrey, Nuevo León, advirtió en entrevista con La Razón, que ya se ganó un primer amparo contra el cerco policiaco instalado por órdenes de López Obrador y Sheinbaum, sin embargo incurrieron en desacato.

“Es un amparo federal que trajo Gilberto (Lozano), ya aceptado, y que no aceptaron los policías cumplir, por lo cual se incurre en desacato. Ahora se va a presentar otro amparo colectivo”, comentó.

Durante el transcurso del mediodía, se registraron varios intercambios de insultos entre los miembros de FRENA y simpatizantes del Presidente Andrés Manuel López Obrador, que a punto estuvieron de llegar a los golpes, sin embargo intervino la policía capitalina para calmar los ánimos.

Con información de La Razón de México