Con función de lucha libre festejan a niñas y niños en Mercado de Abasto

8

En una tarde de alegría, sorpresas y mucha emoción, el Ayuntamiento de Oaxaca de Juárez, a través de la Comisión Ejecutiva del Mercado de Abasto, festejó a los niños y niñas con una función de lucha libre que se efectuó en la explanada del estacionamiento de esta, la más importante plaza comercial de la Verde Antequera.

Con grandes duelos entre rudos y técnicos, 22 luchadores como Criatura Infernal, Sagitario, Águila Roja, Cataleya, The Blacter, Mexican Boy, Scualo, Lady Cisneros, Galactor y Payaso Triki trake, entre otros, hicieron disfrutar de una tarde especial a las y los pequeños quienes observaron lo mejor del pancracio oaxaqueño.

Noemí Alavés Aquino, directora de la Comisión Ejecutiva del Mercado de Abasto, comentó que de esta forma se cumplió la instrucción del Presidente Municipal, Oswaldo García Jarquín, de festejar a la niñez capitalina, pero en especial a las y los hijos de los comerciantes y personas que todos los días acuden a este epicentro comercial.

A nombre del edil capitalino, la funcionaria municipal agradeció a las personas y organizaciones que se sumaron a este festejo donando dulces, galletas, bebidas y juguetes para que los infantes tuvieran una tarde sensacional.

“Los niños quieren y aman el deporte, ojalá se siga fomentando”, dijo el programador de la Arena Acuario, Edson Daniel Ramos Bernal, quien reconoció el apoyo del Presidente Municipal Oswaldo García Jarquín para fomentar la práctica deportiva, pero sobre todo el gran interés de llevarles alegría a las y los pequeños, a lo que siempre se sumará el gremio luchístico oaxaqueño, dijo.

A nombre de sus compañeros luchadores, Galactor expresó su satisfacción por participar en esta función para celebrar el Día del Niño y de la Niña; “es muy bonito poder ofrecerles un buen espectáculo y que aprendan que la lucha libre es un deporte que da salud, energía”, expresó además de invitar a la niñez a esforzarse todos los días para lograr sus metas.

Entre gritos de apoyo para los “científicos” y los “malosos”, las y los pequeños disfrutaron de los lances, llaves y contrallaves de los gladiadores.

Visiblemente emocionada, Lourdes Miguel Hernández, de 8 años de edad, mencionó que estaba pasando un momento verdaderamente agradable y que lo mejor es que era en compañía de su mamá y su papá.

Por su parte, casi afónico de tanto gritar, Miguel Ángel expresó que se la estaba pasando muy divertido: “a mí me gustan mucho las luchas, todo está muy bonito, y lo mejor de todo es que ganaron los técnicos”.

Compartir