Con Orquesta Sinfónica festejan a niños en hospital de Aguascalientes

56

Con la Orquesta Sinfónica de Aguascalientes,niños que se encuentran en el Hospital Hidalgo festejaron su día.

En medio del vestíbulo del recién inaugurado hospital, se colocaron los músicos con sus instrumentos para dar alegría a los pequeños de este nosocomio del área de oncología.

El director del Hospital Hidalgo, Armando Ramírez, informó que este es el primero de muchos eventos culturales que se realizaran en el lugar.

“Dado que el hospital se presta para hacer este tipo de eventos con la sinfónica, yo les comento que es el primero de muchos eventos culturales que se van a celebrar aquí y que mejor traerles la música a los niños, a los adultos y al niño que llevamos dentro, porque la música siempre es muy alentadora, nos ayuda para el día a día”, afirmó.

Por primera vez, algunos de los pequeños escucharon la música de famosas películas a través de la orquesta.

Médicos y enfermeras también disfrutaron del concierto que provocó que por unos instantes todos se olvidaran de las preocupaciones diarias.

“Está comprobado que una persona que esté emocionalmente estable y contenta, su sistema inmunológico y su sistema de defensas también se activa, porque a veces está dormido. Entonces el estar de una manera positiva y que mejor que una parte cultural para reactivarnos ese sistema de defensas para que esté siempre alerta”, dijo el director del hospital.

Al final, los pequeños recibieron un obsequio que les llenó su rostro de alegría, como Ana Karen, quien desde hace un año le detectaron leucemia y a quien su padre trata de sacar adelante.

“Nos ha tocado unas pruebas muy difíciles, estar hospitalizada mi niña sin comer, ha tenido reacciones así medias fuertes, pero hemos salido adelante. Hoy hace un mes me volteé   en mi camioneta y me puse muy mal y después de que me sacaron del hospital, a la semana se puso muy grave mi niña y estuvo hospitalizada otra semana ella y yo en su pobre casa como loco porque no sabía qué hacer, salí muy mal de la cabeza, pero ahora sí que Dios es grande y poderoso que él nos ayudó a salir adelante”, explicó su padre.

A sus cuatro años de edad, Ana Karen disfrutó de la música y de su regalo.

De esta manera fue como los niños del Hospital Hidalgo celebraron su día, uno que quedará marcado en sus recuerdos y que esperan se vuelva a repetir.

Fuente: Excélsior

Compartir