La nostálgica historia de una sobreviviente del Holocausto

11

Pese a haber contado con modestos recursos económicos, el joven cineasta alemán Anatol Schuster produjo la película La señora Stern quiere morir, cinta proyectada durante la 18 Semana de Cine Alemán.

El filme  —actualmente en cartelera dentro de la Cineteca Nacional— narra cómo una señora de 90 años y sobreviviente del Holocausto, por mucho que desea morir, pareciera que no logrará su cometido; aunque lo ha intentado de muchas maneras posibles.

Ambientada en la actual ciudad de Berlín, la señora Sternbusca de forma desesperada un arma adecuada para quitarse la vida. Intenta, a través de su nieta Elli, ponerse en contacto con un traficante, quien podría proporcionarle una pistola.

En sus intentos por abandonar la existencia corporal en este mundo, se encontrará a sí misma dentro de las situaciones más absurdas: conoce a una gran variedad de personas y experimenta un tiempo de locura junto su nieta, quien intenta convencerla de apartar su idea del suicidio y continuar viviendo.

Pero mientras más se aferra a su plan, la señora Stern se conflictúa en demasía frente a su propio deseo de morir, debido a que con cada intento por acabar con su vida, la misma vida vuelve a sorprenderla.

Anatol Schuster comentó que la ambientación de la cinta surgió a partir de la propia protagonista, quien determinó cómo iban a ser las cosas; “ella es muy poco ortodoxa, amante de la libertad para trabajar y muy terca: entonces simplemente nos adaptamos a sus rasgos”.

Reconoció que la película fue desde el principio un gran riesgo, debido a que “no sabíamos realmente a dónde iba, y por eso empezamos en pequeño y fuimos aumentando de a poco, además de que me prohibí pensar cómo quería que fuera porque no sabíamos cómo iba a resultar”.

El productor cinematográfico agregó que esta película sólo la ha presentado en Alemania, pero gracias a la decisión del Goethe-Institut Mexiko de incluirla en la 18 Semana de Cine Alemán, fue posible exhibirla aquí.

“La Cineteca Nacional es un lugar precioso y no hay un lugar así en Alemania”, señaló Schuster, al indicar que después junto a su película viajará a Estados Unidos, Reino Unido y Australia.

Fuente: Excélsior

Compartir