“Pongamos fin a esta horrible tragedia que pasan México y la CdMx”, implora la familia de Leo

49

Hugo Leonardo Avendaño Chávez, de 29 años de edad, cumplía dos semanas de haberse titulado de la maestría en Psicoterapia Psicoanalítica en la Universidad Intercontinental y planeaba seguir su proceso religioso para ordenarse como sacerdote, pero fue asesinado. La familia clama por el esclarecimiento del caso, identificación, detención y castigo a los culpables, así como un alto a la violencia.

“Lo único que pedimos es justicia para Leo, que se sepa qué es lo que pasó, que se detenga a los delincuentes y a los criminales, que podamos poner fin a esta horrible tragedia que está pasando en México y la Ciudad de México”, dijo a SinEmbargo, Daniela Durán, familiar del joven.

“Exigimos justicia de forma respetuosa, pero enérgica. No descansaremos hasta que la Procuraduría detenga a los responsables”, añadió Martín Durán, también primo hermano de Leonardo Avendaño.

El cuerpo de Hugo Leonardo fue encontrado ayer por la mañana; fue su hermano quien lo identificó. Foto: Especial.

De acuerdo con la Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México (PGJ-CdMx), Leonardo fue visto por última vez el pasado martes 11 de junio en la calle Trabajadores Sociales, en la  colonia Aculco de la Alcaldía Iztapalapa, cuando salió de su domicilio para dirigirse a la parroquia.  La titular de la dependencia, Ernestina Godoy, afirmó esta tarde que el joven no fue secuestrado.

Por su parte, Daniela Durán reveló hoy, en su muro de Facebook, que Leonardo Avendaño había sido privado de su libertad aproximadamente a las 23 horas –la joven no indicó que se trataba de un secuestro, solo una privación de la libertad– y que el cuerpo fue encontrado sin vida dentro de su camioneta con signos de tortura y asfixia.

El cuerpo de Hugo Leonardo fue encontrado ayer por la mañana; fue su hermano quien lo identificó. La PGJ-CdMx informó en un comunicado que tenía un lapso de muerte de 24 a 30 horas antes de su hallazgo y que, con base en la inspección del lugar, la localización de indicios y posición del cadáver, podría deducir que corresponde al lugar de los hechos.

El cuerpo de Leonardo será velado en la Capilla Cristo Salvador en la colonia Miguel Hidalgo, informaron familiares.

“Hugo era un ser humano ejemplar, de familia, estudioso, sin vicios ni enemigos. Su servicio en la iglesia era ejemplar, un ser respetuoso y amable en todos los sentidos”, platicó su primo Martín Duran. Foto: Cortesía.

La Universidad Intercontinental (UIC) emitió un comunicado en el que demanda a las autoridades dar con los autores de este crimen y castigarlos.

“Exigimos a las autoridades actúen en consecuencia para investigar, encausar y castigar a los responsables evitando la impunidad y que tomen las medidas adecuadas para escalera los hechos y evitar que se repitan”, indicó la UIC.

Daniela, familiar cercana al joven, destacó que se enteraron de la desaparición porque “como no lo localizábamos nos preocupamos, no era un muchacho que quedara incomunicado por mucho tiempo y luego luego nos empezamos a preocupar”, contó.

“Sea lo que sea, lo que nosotros exigimos es justicia. No podemos asegurar que fue un secuestro o un robo, pero lo que nosotros exigimos es justicia”, expuso y dijo desconocer la línea de investigación que seguirán las autoridades.

QUERÍA SER SACERDOTE

Leo, como le decían de cariño, supo desde muy pequeño que quería ser sacerdote. A sus 19 años ingresó a la carrera de Filosofía y Letras, pero también inició también su proceso religioso, el cual, dejó pausado para concluir su maestría.

Leonardo tenía dos semanas de haberse titulado. Foto: Cortesía.

“Desde muy pequeño le entró el gusto, la vocación, siempre quiso hacerlo, [entrar al seminario] empezó a estudiarlo, pero lo pausó un tiempo para poder terminar su carrera universitaria, su maestría y lo iba a retomar en breve, cosa que ya no va a suceder”, lamentó Daniela.

Martín Durán, primo del joven, precisó que era diácono. Apasionado, muy inteligente y con un gusto por la lectura son algunos de los aspectos que lo describían.

“También era obstinado: hasta que no le salían las cosas estaba en paz, le encantaba viajar, leer, era de esas personas que en verdad absorben el conocimiento de una manera bonita, qué puedo yo decir, era mi primo, casi casi mi hermano, nos criamos juntos, era una bellísima persona, es por eso que la exigencia es tan alta, porque era un ser humano que merecía seguir con nosotros”, comentó.

Tras su asesinato, la exigencia de la familia no es sólo para resolver su crimen, también piden un alto a la violencia para que no le vuelva a pasar a ningún otro joven en esta ciudad. […] Yo creo que podríamos carecer de muchas cosas, pero la seguridad es básica para poder vivir en un ambiente próspero y tranquilo”, dijo.

Daniela agradeció a la ciudadanía que ha mostrado interés en el caso. “Mi familia esta muy agradecida con tantas las muestras de cariño, con el apoyo para la difusión. [..] eso no podemos pagarlo con nada, en verdad espero que sí haya justicia para Leo y que no le vuelva a pasar a ningún otro joven en esta ciudad”, opinó.

En la Ciudad de México se han registrado al menos 686 homicidios dolosos de enero a mayo de 2019, de los cuales, 486 fueron cometidos con arma de fuego, 82 con arma blanca y 55 a golpes.

Las seis alcaldías con mayor número de asesinatos son Iztapalapa con 158 casos; Gustavo A. Madero con 104; Álvaro Obregón, 56; Venustiano Carranza con 54 casos; Cuauhtémoc con 51 y Tlalpan con 50 casos.

ESTUDIANTES CONVOCAN A REUNIÓN 

Alumnos y ex alumnos de la Universidad Intercontinental convocaron a la comunidad estudiantil a una reunión para determinar las acciones que seguirán para exigir justicia y un alto a la violencia.

“Nosotros pensamos que al ser miembros de la comunidad de la Universidad Intercontinental y al ser el afectado uno de los nuestros, se nos está quedando muy corto exigir desde la prosa, debemos reclamar a través de la acción y alzar al unísono una respetuosa, pero contundente voz que clame por justicia para nuestro compañero Leonardo”, señalaron en un comunicado publicado en redes sociales.

Apasionado, muy inteligente y con un gusto por la lectura son algunos de los aspectos que describían a Leo. Foto: Especial.

Los alumnos reiteraron la consternación que causó el asesinato del joven e insistieron en urgir a las autoridades a que se esclarezca y se castigue el crimen.

“Este país tendrá una verdadera transformación sólo si se acaba con la impunidad, esta ciudad sólo tendrá un cambio si las familias de las víctimas encuentran justicia y los delincuentes su castigo”, sentenciaron.

Compartir